Durante el BLACK FRIDAY, no te pierdas sus ofertas, te dejamos un enlace a la categoría con las mejores rebajas
Escrito por Tendenzias

Qué me pongo hoy – 10 consejos para elegir bien la ropa

Suena el despertador, uno de tantos que te has puesto para levantarte por la mañana, y lo pospones. Vuelve a sonar al de 5 minutos… y lo vuelves a posponer. Así hasta que te despiertas de la cama como si tu cuerpo estuviese hecho de plomo, desayunas, te duchas y… quieres salir de casa guapo pero no tienes tiempo de probar diferentes combinaciones de ropa con calma ni de pararte a pensar cómo vestirte… ¿qué me pongo hoy? te preguntas, y el reloj te fuerza a salir de casa con lo primero que pillas.

Se acabó, no eres el primer hombre que se hace esta pregunta (ni el último), algunos profesionales de la eficiencia, como por ejemplo Steve Jobs, tienen sus propios trucos y consejos, y en este artículo te los mostramos.

¿Qué me pongo hoy?

Estilo hipster hombre gafas para ver

La vestimenta es muy importante ya que habla de uno mismo, da información de la persona y los que la rodean juzgan (sin quererlo y sin malas intenciones) la apariencia. La ropa que llevamos puede dar énfasis a nuestra personalidad, puede desvelar nuestro estado de ánimo (alegre o triste), nuestras intenciones (formalito o pícaro), etc. Con lo cual, no es una decisión baladí, debemos cuidar en detalle nuestra apariencia, no para aparentar ser alguien que no somos, sino para reforzar nuestros puntos fuertes y así mostrar la mejor versión de nosotros mismo.

Hábitos para ganar tiempo a la hora de elegir la ropa

Como hoy en día vivimos tan al límite de tiempo, no tenemos todo el día para pensar cómo salir vestidos, así que os proporcionamos 10 consejos para elegir bien la ropa.

Qué tiempo hace

Es la primera pregunta que nos debemos hacer. Un buen hábito es, nada más despertarnos, mirar en nuestro móvil el tiempo que va a hacer durante el día. Es horrible salir de casa con pantalones cortos y zapatillas de tela para volver calado. Dependiendo del tiempo, podemos tener el armario dividido en dos; ropa para el buen tiempo y ropa para el mal tiempo. En la sección de ropa para el buen tiempo tendremos ropa colorida (más adelante hablaremos de los colores) y de telas finas, mientras que en la sección de ropa para el mal tiempo prevalecerán los colores algo más oscuros y los tejidos gruesos.

A dónde tengo que ir

Una vez centrados en la parte del armario donde tenemos la ropa acorde a la climatología del día, nos tenemos que preguntar a dónde vamos, qué tenemos que hacer durante el día. No es lo mismo vestirse para ir a hacer deporte, dar un paseo por el barrio o ir a dar una vuelta con los colegas al parque, que vestirse para ir a trabajar, a una comida, a dar una vuelta por el centro o salir de fiesta. Dentro de la sección de buen tiempo y mal tiempo deberiamos tener una subsección de ropa más elegante y ropa más de “andar por casa”. Tener estas cuestiones predeterminadas nos va a ayudar a elegir la ropa más rápido, ya que haciéndonos tan solo dos preguntas descartamos el 75% del armario para centraremos en el 25% que nos interesa.

Qué imagen quiero dar

Muy importante. Con la ropa que vestimos estamos mandando un mensaje a nuestro entorno, un mensaje que los que nos rodean captan con tan solo echarnos un vistazo. ¿Quieres mostrar tu faceta de tipo duro? chaqueta vaquera, ¿quieres mostrar tu faceta más “descuidada”? un chandal (¡ojo! de los que están de moda, no el que usaba tu padre en los 80, más adelante hablamos de esto).

En las películas de Hollywood se ve muy claramente cómo trabajan la caracterización del personaje jugando con su vestimenta. Piensa qué imagen quieres dar e intenta traer a tu mente qué actor interpreta el papel que quieres protagonizar, y simplemente intenta imitar su look con lo que tienes a mano en tu armario.

Ojo con los colores

Está muy guay lucir colores alegres, sobre todo en verano y cuando hace buen tiempo, pero hay combinaciones que han estado siempre prohibidas, como el rojo con el naranja, o cualquiera de los dos anteriores con el rosa, el marrón oscuro con el negro, etc. Aunque hoy en día, en este mundo tan loco, se tiende a mezclarlo todo y puede que esto de las combinaciones prohibidas vaya cambiando con los años. De todas formas, es un buen truco para ir desechando combinaciones de ropa.

Complementos

Lo mejor es no liarse. Gorras, collares… a no ser que sea algo que lleves siempre siempre, es mejor decantarse por otro tipo de complementos permanentes, como por ejemplo un tipo de peinado determinado o una barba moderna. Otra opción es tener claro que con un conjunto de ropa determinado hay un complemento que encaja bien, pero no merece la pena liarse demasiado con el tema.

Viste vintage, no desfasado

Muy importante tener un armario medianamente actualizado. Hoy en día está muy de moda el tema de llevar ropa antigua o de estilo antiguo; ochentera para ir informal o de los años 20 y 50 para ir elegante, pero no se debe confundir esto con ir vestido a contrapie de la moda. Cuando veas que la ropa que vistes está desfasada hay dos opciones: desacerse de ella (venderla en alguna app como Chicfy o dársela a la caridad) o guardarla (y esperar a que vuelva a estar de moda dentro de 20 años). Pero tener la ropa desfasada en el armario solo entorpece nuestra decisión de ¿qué me pongo hoy? y además hace que corramos el riesgo de ir horriblemente vestidos.

El método de las 6 camisas

Un método muy utilizado por los hombres que tienen que ir de traje al trabajo, pero fácilmente extrapolable a otras situaciones. Se trata de tener 6 conjuntos predeterminados de ropa, saber qué 6 combinaciones de parte de arriba y parte de abajo funcionan y utilizar siempre las mismas. ¿Por qué 6? Porque así nunca repetiremos la misma ropa dentro de la semana (días laborales) y tampoco llevaremos la misma ropa todos los lunes, ni todos los martes, etc. (si llevas algo este lunes, lo repetirás el martes de la semana que viene, suficiente tiempo como para que la gente se olvide y no se de cuenta de tu truco)

El método Steve Jobs

Es un método bastante radical, también conocido como el “método dibujos animados”. A Steve Jobs le pareció que era una tontería perder el tiempo todas las mañanas eligiendo la ropa, así que le dedicó un rato a decidir cual era el look ideal teniendo en cuenta sus necesidades. Dedujo que lo ideal era llevar una camiseta de manga larga y cuello vuelto, que le da un toque de elegancia dentro de lo informal, y que le protegería del sol y el aire acondicionado, también decidició que lo ideal era llevar unos vaqueros cómodos, ya que son más formales que un chandal y son resistentes y cómodos a la vez, y en los pies zapatillas de deporte (los americanos le dan mucha menos importancia a la ropa, priman sobre todo la comodidad). Así pues, se compró una pila de camisetas, pantalones y zapatillas idénticas y así no le tenía que dedicar tiempo a la toma de decisión. Como hemos dicho, es un método muy extremo, pero se puede hacer algo más ameno utlizando camisetas de diferentes colores, etc. Angela Merkel usa este truco.

Calendario de ropa

Se trata de hacer un calendario de conjuntos que sepamos que funcionan, y regirnos a él, así, cada día al despertarnos solo tenemos que ejecutar lo planeado, sin perder tiempo tomando decisiones. Si resulta que el tiempo o la circunstancia del día no nos permite llevar la ropa que teníamos pensada, solo tenemos que mirar cuál de las ropas que teníamos planeadas para los próximos días nos encaja bien y adelantarla.

google_ad_client = 'ca-pub-2343544197275744';google_ad_slot = '7261601681';google_ad_width = 640;google_ad_height = 300;

Modaellos.com

Newsletter
3s